Informe AEPD sobre Apps escolares que almacenan datos en la nube

Informe AEPD sobre Apps escolares que almacenan datos en la nube

La Agencia Española de Protección de Datos ha presentado un informe sobre el uso de las Aplicaciones en centros escolares que almacenan los datos personales de alumnos y profesorado en la nube. Es importante saber usar correctamente estas Apps escolares.

El informe “Utilización por parte de profesores y alumnos de aplicaciones que almacenan datos en nube con sistemas ajenos a las plataformas educativas” pone de manifiesto la creciente utilización de este tipo de aplicaciones ajenas a los colegios. En él se alerta del riesgo de que se produzca una pérdida de control sobre los datos personales, que son manejados con grandes volúmenes.

La Agencia en su informe que puede ser consultado en este enlace, pone a disposición de los centros escolares y su profesorado una serie de orientaciones para minimizar los riesgos y mantener los datos seguros.

Se establece un decálogo en el que se sientan las bases de cómo realizar una buena utilización de este tipo de aplicaciones que cada vez son más utilizadas.

  1. Los centros deben asegurarse que las tecnologías que se usan protegen los datos de manera conforme a la Ley.
  2. Se deben usar aquellas aplicaciones que informen correctamente de qué datos y para qué se utilizan además de saber dónde se guardan, cuánto tiempo y qué medidas de seguridad toman.
  3. Antes de usarse cualquier aplicación el centro debe comprobar que éstas cumplen las medidas de seguridad.
  4. Se debe informar de manera clara y transparente a los padres y tutores de las tecnologías y aplicaciones utilizadas.
  5. Los padres deben poder tener acceso a los contenidos que se suben por parte de sus hijos a estas aplicaciones y del material que estas manejan.
  6. Debe tenerse mucho cuidado con vídeos e imágenes que se compartan en estas aplicaciones.
  7. Debe formarse a alumnos y profesores sobre conceptos de protección de datos y el uso correcto de las aplicaciones.
  8. Se debe evitar incluir datos considerados sensibles como datos de salud, bancarios, material sensible.
  9. A la hora de la comunicación entre alumnos y profesores es mejor usar aplicaciones que estén incluidas en plataformas educativas del propio centro y no de terceros.
  10. En caso de usarse tratamientos de datos especiales como la de reconocimiento facial se ha de recabar el consentimiento de los mayores de 14 años y de los padres y tutores para menores de 14 años y saber para qué se utilizan estos datos.

El informe pone de manifiesto la gran y variada cantidad de aplicaciones y tecnologías que se utilizan hoy en día en los centros educativos. De ahí la importancia de seguir todas las precauciones y medidas que se establecen en este informe. Como se suele decir: Más vale prevenir que curar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *